Segunda Edición de la Gran Subasta de Arte del Volutariado de Canacintra

2023-10-24T18:22:11-06:00

Segunda Edición de la Gran Subasta de Arte del Volutariado de Canacintra a beneficio del grupo Reto que combate el cáncer de mama y cervical.

La Comisión de Mujeres Industriales y el Voluntariado CANACINTRA que encabeza Verónica Barrera de Magallanes la llevaron a cabo, y a la que se dieron cita 300 importantes personalidades de los sectores políticos, sociales, económicos, deportivos y culturales de Querétaro.

Grupo Reto Querétaro, I.A.P. es una Institución de Asistencia Privada la cual desde su fundación en 1995 se dedica a la detección del cáncer mamario y cérvico uterino además de fomentar la concientización de la mujer acerca de la importancia de los estudios especializados para diagnosticar con oportunidad éstos tipos de cáncer.

“Hay gente que sabe ver,
hay gente que sabe ver cuando se lo indican,
hay otros que no pueden ver”
Leonardo Da Vinci

El pasado jueves 5 de octubre se llevó a cabo la Segunda Gran Subasta de Arte del Voluntariado de Canacintra, un ejercicio importante por su potencialidad. Un ejemplo de Querétaro a la sociedad, a la industria y a todas las esferas de negocios, se trata de saber hacer un ejercicio natural de la filantropía. Dar cooperando es lo que significa el término mexicano “Guelaguetza”. Si todos amaneciéramos en el espíritu de cooperar el mundo podría tener otra fisonomía. Esau Magallanes dió la bienvenida. En un ambiente de solidaridad y distinción, la anfitriona del evento, Vero Barrera de Magallanes fue la encargada de dar el banderazo de salida, dieron también la bienvenida la directora nacional de Canacintra Margarita Gálvez Grimaldo (checar este dato con Vero) y la directora del grupo Reto Querétaro (checar este nombre) y alguien más que creo es el siguiente director de Canacintra hay que preguntarle a Vero. El objetivo de la noche, levantar fondos a través del arte para combatir el Cáncer de Mama y Cervical en la mujer, mismo que es la causa mayor de muerte en mujeres. De igual manera difundir en la sociedad en general la actitud de apreciación por el arte y la cultura, una invitación a hacerla propia, promover el colecciónismo de arte como un acercamiento a la calidad de vida y en el caso de esa noche poder crear juntos un mundo mejor.

La velada fue llevada por el martillero el artista transdisciplinario Juan José Díaz Infante Jr, hijo del Arq, Díaz Infante el proyectista de obras arquitectónica importantes del Modernismo mexicano como La Bolsa Mexicana de Valores y, Diaz Infante Jr, tiene una carrera de 40 años de artista y curador con más de 100 exposiciones nacionales y más de 40 exposiciones alrededor del mundo incluyendo la Bienal de Venecia, el Mes Cultural Europeo, Bellas Artes, Museo de Arte Moderno, el International Simposium of Electronic Arts, con más de 40 libros publicados, dicta conferencias de gestión de arte en todo el mundo.

Junto con la bailarina solista y maestra de la CND, Mónica Barragán fundaron el concepto de Pop Up subastas durante la pandemia del COVID como una herramienta de ventas para ayudar a los artistas y a las fundaciones, asociaciones y colectivos vulnerables por todo México, desde Tijuana hasta Tapachula, han ayudado a una veintena de causas que incluyen, hijos de Policias caídos en Guadalajara, FUNFAI, fundación que ayuda a niños en situación de haber nacido en la cárcel en CDMX, Banco de Comida de San Miguel de Allende, la Cruz Roja SMA, el Instituto de Oftalmología CDMX, Abre tu Corazón en Puebla y causas con necesidades específicas como el Concurso Nacional de Ballet para comprar boletos de avión para que niños mexicanos puedan aprovechar sus becas en el extranjero, por mecionar algunas pocas. Especificamente en Querétaro han conducido varias subastas en asociación con Galería Tirante a beneficio de la Fundación “Antes de Partir” de niños con cáncer terminal; para Telethon, el HITO en el 2022 y también en asociación con MAQRO para FUCAM y para los Amigos del Museo.

Díaz Infante también fue el curador del catálogo que se ofreció en subasta a golpe de martillo. Díaz Infante ha sido curador en jefe de obra nueva para el Festival Transitio, Festival PLAY! Curador de exhibiciones de poesía experimental, video, arquitectura, arte objeto, libro objeto, obra electrónica, fotografía, arte nuevo y arte moderno, en museos como Bellas Artes, Museo de Arte Moderno, Museo de Antropología de CDMX, Museo de Antropología de Xalapa, FIL de Guadalajara, ARCO en España, ITAU Cultural en Brasil, Museo de la Imagen y Sonido en Sao Paulo, Galería Oboro en Montreal, Festival Cervantino, Fotofest, Centro de la Imagen, Fototeca Cineteca Nuevo León y proyectos de avanzada de arte espacial exhibidos en varias partes del mundo.

Pocas veces se puede apreciar una colección de obras que forman un cuerpo tan ecléctico, pero que al mismo tiempo cubre las necesidades de un público también ecléctico. Es decir la curaduría sin pedantería, calidad humana sin la barrera intelectualista, como decía McLuhan “sin moverle al lodo para que parezca profundo”, una atmósfera que define la palabra “curaduría y curador” que es el mediador entre la obra de arte y el público, si además tiene sentido del humor, entonces tiene magia. Un experimento de una mediación exitosa que permite el coleccionismo en cualquier etapa desde el joven recién casado que inicia su colección hasta aquel coleccionista que anda buscando una pieza interesante con calidad de museo. Pero, sobre todo, buscando al público con sentido del humor caracteristico de una inteligencia expandida.

David Ogilvy, el publicista por excelencia de Madisson Avenue, decía que la comunicación eficiente es aquella que te hace sonreir al entender lo dicho en varios niveles. Una pieza de museo que salió a piso, fue definitivamente “El retrato de Van Gogh” un acrílico sobre mazonite, de Luis Filcer artista ukraniano mexicano recientemente fallecido o, el “Libro Tamayo” , libro de artista, obra completa de Tamayo, supervisado por él mismo, aprobó personalmente todas las pruebas de color. editado por Carlos Somorrostro, el cual fue el editor de la Revista Arquitecto, revista de arte de los 80s y 90s, considerada quizá la mejor revista de arte del mundo en su época. Para el coleccionista intermedio se ofrecieron un boceto original de Carlos Mérida, piezas de 90×60 cm, espectaculares, una serie de apuntes para un mural que fueron rescatados del archivo de su estudio; Se vendió una serie de 7 grabados de Cuevas, de su diario de viaje de Nueva York. Una pieza muy bella que es dificil tener las 7 juntas, un valor por pieza individual y otro por ser una colección completa. Para empezar una colección, se ofreció al piso, el grabado de Tamayo, “Manos sobre fondo azúl” y una camisa de papel serie “Al Costo” de Francisco Toledo. Hubo piezas de artistas queretanos “ Dura Lección”, Giclée a 12 tintas, de Ignacio Chávez, artista joven que promete ser uno de los principales artistas de México pronto. Un monotipo de una libertad de expresión absoluta de Carlos Clausel, artista de San Miguel de Allende. Una escultura “Paso del Tiempo” de la artista Erika Céspedes que presentó una escultura hecha con fósiles de troncos cristalizados que marcaban su edad y al mismo tiempo pertenecen al planeta de hace 75 millones de años. El espíritu de la subasta, hacer comunidad, ayudar a luchar contra el cáncer.

La pieza más fuera de lugar, pero que tiene el sentido de mexicanidad absoluta, fue la colección de fotografías “En búsqueda de un super héroe de carne y hueso” del luchador Tinieblas Jr, firmadas por el mismo Tinieblas Jr, caja con 5 fotografías y una máscara. Misma que se subastó con la máscara puesta como debe de ser. En la subasta se escucharon ofertas y se aceptaron ofertas, haciendo la noche una noche que permitía de manera franca adquirir una obra a un precio razonable con la frase tradicional de Díaz Infante, “que no ofenda al artista”, un límite interesante, donde la idea es la creación de un ambiente donde el arte tenga la dignidad que se merece y mismo arte de una manera frontal requiere de recaudar lo mayor posible para la causa sin los acartonamientos usuales. Las pujas fueron hacia arriba y hacia abajo (a la holandesa). Un diseño poco usual de subasta pero que generó una noche con un RUSH QUERETANO ESPECIAL por la vida y por el arte, una magia dificil de encontrar cualquier día. Enhorabuena Canacitra, Aplausos a la Comisión de Mujeres Industriales y el Voluntariado CANACINTRA!

A